RESPONSABILIDAD O ESTADO-NIÑERA. (SALUD Y TURISMO EN JUEGO)

MANUEL RASTOLL

 

 

Qué nos está ocurriendo?  Dicen mis amigos/as que ya no escuchan el telediario. Están hartos de noticias negras: fracaso tras fracaso en la búsqueda de una salud.  Una democracia que ya no es la voz del pueblo sino de unos señores  de 17 autonomías que no son adversarios, por sus reproches, son enemigos. Algunos siempre  el no como respuesta. Es el comportamiento de la tribu que aplaude siempre a su tribu aunque no entienda lo que dice(j.A. Marina). No confiamos en unas grandes instituciones, que no se renuevan a su termino.( Nos hace pensar que cuando gobiernen los otros ,se repetirá la función). Futuro negativo.

  Mientras en la calle hay dos núcleos de población. Los del Covid 19, con diarreas, pérdida de memoria, taquicardias, dolores articulares y neuropaticos (hasta 50 síntomas posibles repartidos) y acaecidos 3 o 4 semanas o meses después del alta del Covid (leve o grave). Repercute en su calidad de vida, ámbito  social y laboral en quien lo padece. (10% o 30%.)

Y el otro núcleo de población es el general de personas vacunadas o no, que la pandemia y su confinamiento les ha afectado y les está afectando en su vida cotidiana.Que les está pasando ? La gente está desmotivada, agotada,

estresada y sin aliento.     

 Con la sensación de que algo va mal.(Muchos jóvenes se rebelan y ponen entre las cuerdas a sus padres y mayores).La actual sociedad no sufre una ansiedad, ni una depresión. Es un estado de "Languidez" muy peligroso de cara a la tarea que tenemos por delante.  Es como dicen en inglés,   un "Borout parental"  consistente en una mezcla estrés, incertidumbre, y una mezcla de desmotivación y abandono . Un problema de concentración y rabia. En esto influye una democracia, que no lo es en sus actitudes. Sólo interviene el ciudadano con el voto cada 4 años por ley. Ve como se desnaturalizan

 unos conceptos como libertad que en nada se parecen al contenido profundo de esa palabra. Analiza el término como revolución y rebeldia en algunos jóvenes sin un sentido de mejorar la realidad. Aquí podemos recordar aquella frase Óscar Wild :" Experiencia es el nombre de nuestras equivocaciones". Miles de  muertos, asesinatos de mujeres y niños por sus parejas y padres, tiros en las calles como veíamos en las películas del oeste, políticos como enemigos y no como adversarios, insultos por doquier en las redes sociales. Hace unos días el filósofo José Antonio Marina  daba una de las claves: En España entramos en Democracia y jamás se educó  a la gente en el significado de la  misma. "En   nuestra sociedad el ignorante afirma, el sabio duda y el prudente reflexiona" (Aristóteles). Sí, muchos ignorantes están decidiendo nuestros destinos. El gran merito del político sería rodearse de gente válida."El secreto de mi éxito fue rodearme de personas mejores que yo" (Carnegie).

Los males del Covid 19 nos han dejado muchos daños colaterales en  nuestra salud mental y han puesto de actualidad muchas fobias.

La responsabilidad y un estado adulto son necesarios y complementarios para sacar nuestra economía a flote y levantar nuestras taras psicológicas y ponernos a trabajar. Y cuáles son estos daños colaterales?:

Uno de los primeros es la fatiga y desmotivacion, languidez y desconcentración,

El otro el huir del contacto físico, el miedo a ser tocado. Va a tardar en desaparecer, por muchos deseos que tengamos de hacerlo. El cerebro se desprograma y necesita un tiempo.

El tercero, el temor a salir, algo que algunos describen como el síndrome de la cabaña. La Dra Vera lo describe como cuadros de aislamiento social. Hay que recuperar el estado anímico, base necesaria para salir a la calle.

Y finalmente los miedos. Miedo a no tener pareja. Nos hemos acostumbrado a  ser solitarios y, a nuestro modo,

autosuficiente. Hay otros a quienes les bastan las posibilidades, que les prestan las tecnologías, y otros sienten el miedo a no conseguir esa pareja, que durante tiempo acaricaron en su mente.

El segundo miedo  es a la suciedad. Parece que es más propia de las mujeres , pero también se puede dar en los hombres. Al principio se da en el interior de la casa y luego como obsesión compulsiva puede  llegar al espacio público.

El tercer miedo.Ya era conocido el miedo a las multitudes, ahora con todas las voces que nos hablan de la no inmersión en los grandes grupos esta fobia social se ha reproducido en una parte de la población.

Y los jóvenes con los botellones, fiestas en recintos privados o alquilados nos están hablando de lo contrario?  Puede que estén  queriendo negar la angustia con estas conductas, con este negacionismo. Pero también hay que pensar que la gravedad del Covid es bastante menor, las muertes inferiores en número y la vitalidad  de la juventud explican estás conductas, que con sus últimas manifestaciones han influido bastante en el turismo y en la presente ola que está entre nosotros. Muchos están hablando de la irresponsabilidad de unos niños-jovenes a quienes se les dio todos los derechos y pocas obligaciones. Lo que es cierto que la vacuna está defendiendonos, pero si esa vacuna no llega a todos los rincones de la tierra no echemos las campanas al vuelo.  Esa vacuna debe ser global por ética, moral y salud. Hemos aprendido en  diagnóstico y en el tratamiento y esto nos va  dar esperanza    Hemos aprendido que la salud pública  bien dotada nos salvará de esta pandemia y de las futuras. Pero una sanidad pública  no-niñera, sino abierta y dictando las medidas a la sociedad y abierta a otras instituciones y expertos privados. Hay noticias esperanzadoras. Los daños de esta última ola son menores . El turismo no se está destruyendo totalmente como hace unos días presagiaba. El Long Covid o síndrome del Covid persistente está teniendo una buena evolución, hay esperanza. En la conferencia del día 6 de junio sobre el tema en el ajub , la Dra Lluisa Ramón, neumología de son Espases  con más de año y medio trabajando con este síndrome, nos afirmó que los resultados son positivos, van desapareciendo poco a poco esas secuelas posCovid.

Se ha demostrado que los sistemas de salud pública son los que están dando los mejores frutos.(no un Estado-niñera). Hemos aprendido que estabamos poco preparados después de otra gran pandemia hace 100 años. Qué las decisiones políticas han estado por encima de las decisiones de los expertos.Que una salud pública exige una mejor coordinación de los políticos. Y finalmente que la responsabilidad de todos es la piedra filosofal. Abundando en ello termino con una frase de Alejandro Magno:"De la conducta de cada uno, depende el futuro de todos".

Utilitzem cookies pròpies i de tercers per millorar l'experiència de navegació.
En continuar amb la navegació entenem que acceptes la nostra política de cookies.